Lunes, 21 Enero 2019 21:47

Adoptar una mascota

Escrito por
Valora este artículo
(0 votos)

¡Llegó la hora de adoptar un perro!

Ten en cuenta estas características para que puedas encontrar tu compañero ideal.

Todos llegamos al refugio y nos dejamos convencer por esa cara hermosa que tienen los cachorros. Pero, antes de decir “sí” a una adopción, debes preguntarte:

1. ¿Quieres un cachorro o prefieres un perro adulto? ¿tienes el tiempo de educar a un cachorro?

2. ¿Tienes niños en casa? O ¿tienes planeado tenerlos en un futuro cercano?

3. ¿Hay más mascotas en tu casa? ¿gatos o acaso otro perro?

4. ¿Vives en casa o apartamento? ¿tienes el espacio suficiente para una nueva mascota?

5. ¿Qué tanto tiempo le puedes dedicar?

 

Estas son algunos aspectos que debes tener en cuenta antes de llevarla a casa. Si quieres un cachorro, debes tener presente que el requiere tiempo y paciencia. Un bebe al igual que nosotros, necesita que le enseñemos qué está bien y qué está mal, dónde puede hacer sus necesidades y cómo debe comportarse contigo y tus familiares. ¡Esto no es sencillo! Pero tampoco imposible. Además, a medida que va creciendo, su energía debe enfocarse en juegos y correr en el parque, por eso, para evitar que se ponga hiperactivo en casa, es mejor sacarlo a pasea una o dos horas diarias.

Situación que no pasa con los perros adultos, usualmente, ya no tienen la misma energía de un cachorro y ya saben que no deben hacer sus necesidades dentro de casa; solo debes indicarles dónde pueden hacerlo y cuál será su espacio en su nuevo hogar. En ambos casos, deben tener sus vacunas y programa de despasitación al día. Si tienes alguna duda sobre esto, puedes comunicarte con nuestras clínicas en Bogotá y solicitar información con los médicos veterinarios.

También debes saber que no todos los perros se llevan bien con gatos u otras mascotas. Por eso, es indispensable que te tomes unos días para presentarlos y analizar el comportamiento de ambos. Ten en cuenta que tu primera mascota ha estado acostumbrada a tener su propio espacio y una rutina específica, el traer otro individuo puede generarle un poco de estrés y no resultar muy bien. ¡Pero ánimo! Si haces las cosas bien, tendrás una pareja IN-CREÍ-BLE.

Adicionalmente, debes tener en cuenta que ciertas razas tienen rasgos en su personalidad, algunas son ideales para espacios pequeños y otras para convivir con niños pequeños otros son perfectos para espacios grandes como fincas o casa con patios enormes ¡todo depende de lo que quieras! Por ejemplo:

1. Beagle: ¡son perfectos para las familias con niños pequeños!

Esta raza tienen una personalidad amigable y cálida. Sin embargo, requieren bastante tiempo de actividad física para evitar que destruyan todo a su paso.

 

2. Boxer: aunque tienen un carácter fuerte y dominante, son muy nobles y tranquilos con los niños pequeños. Si tienes alguna otra mascota en casa, te recomendamos prestar mucha atención ya que su carácter tiende a ser sobreprotector. Solo presentalas e indícales el espacio de cada uno. ¡Enseñales a compartir!

 

 

3. Bulldog: si no te gusta hacer mucho deporte ¡es tu mascota perfecta! Aunque TODAS deben hacer ejercicio, el bulldog es una raza que se cansa rápido debido a su condición física. Es un perro muy tolerante tanto con niños como con otras mascotas.

 

 

4. Golden Retriever: si te gusta salir al parque a correr con tus hijos o amigos, ¡es tu mascota ideal! El Golden tiene un carácter muy equilibrado y feliz. Es juguetón, lleno de energía y muy inteligente. Es una mascota que demanda mucha energía y querrá jugar las 24 horas del día.

 

 

5. Labrador: uno de los perros más familiares que puedes encontrar. El labrador es muy inteligente, juguetón y protector, es de los que te espera en la puerta de tu casa batiendo la cola y con una sonrisa en su hocico. Al igual que el Golden Retriever, demanda mucha energía y atención pero es excelente con los niños. Puede ser un perro familiar o para solteros o parejas.

 

Si quieres adoptar, seguramente no siempre encontrarás canes de raza en los refugios. Pero habrán muchos de razas mixtas o “criollos”. En este caso, debes procurar preguntar si sus padres son de alguna raza en especial. Pero, puede darse el caso de que también sean criollos. En esa ocasión te aconsejamos llevarlo a casa e intentar darle todo el amor posible. Los perros de los refugios suelen ser muy agradecidos; te cuidarán y protegerán toda su vida.

 

Sin importar su raza, tamaño o color, los perros son una de las mejores compañías que puedes tener en tu vida. Recuerda que ellos solo te tienen a ti, por eso, cuida muy bien de ellos. Mantén sus vacunas al día, traelos periódicamente a desparasitación o consulta de rutina.  ¡Ellos te lo agradecerán con su vida!